SU MEJOR WEEK-END

Publicado el 20 de julio en la Revista Dominical de EL HERALDO.

“Bueno, y qué se proponen esos jovencitos,- pregunto un señor. Desde luego, no hay que decir que ese era un señor serio y respetable. Solamente los señores serios y respetables hacen esa clase de preguntas.” Esto afirma Alfonso Fuenmayor en una de las cartas al lector de la revista CRÓNICA, y en ella nos dice que la literatura no es una cosa de señores respetables, ni siquiera de señores, la literatura es una cosa de ganas, del espíritu de lo inesperado, de difuminar barreras.

La revista era publicada en Barranquilla en 1950, el jefe de redacción era García Márquez y contaba con la colaboración de Álvaro Cepeda Samudio, José Felix Fuenmayor, Germán Vargas, Alejandro Obregón, y Orlando “Figurita” Rivera. Se llamó CRÓNICA porque sus autores decían que toda la literatura es una crónica, y en esa medida un desprevenido cuento de tienda puede convertirse en literatura. La revista se anunciaba como “SU MEJOR WEEK-END” haciendo un guiño al bilingüismo y recalcando que la intención era velar por la diversión de los lectores, diversión que no está ajena de la exigencia intelectual.
CRÓNICA pasó como una estrella fugaz por las letras colombianas. Durante el año que duró se dedicó a retar a su público sin caer en ser pretenciosa. No le dieron a nadie pan y circo, y por eso fue exitosa, lo que contradice que la publicación masiva e impresa tenga que ser indulgente; una gran lección, sin duda, para las publicaciones contemporáneas nacionales.
La revista era un semanario deportivo, sin embargo, de sus 16 páginas, solo 4 se dedicaban al deporte: una entrevista fuera de lo común, usualmente a un jugador reconocido, y unos pronósticos deportivos, que como buenos pronósticos, rara vez se cumplían. De los 60 ejemplares de la revista hoy solo quedan 7, algunos porque los tenía Jacques Gilard, otros pocos, recolectados por medio de un anuncio de periódico.
Se presentaba un cuento nacional, entre los que se contaron las primeras publicaciones de La muerte en la calle de Fuenmayor, El piano blanco de Álvaro Cepeda y un cuento poco conocido de Julio Mario Santodomingo. La revista también incluía artículos traducidos del inglés en los que se señalaban cómo algunos hombres, ante la panza cervecera y la reticencia a las dietas, habían empezado a usar fajas de mujer, o se proponía la poligamia como lógica alternativa al problema de que hubiera más mujeres que hombres. Los cuentos extranjeros incluían plumas como Aldous Huxley, Franz Kafka, Erskine Caldwell, Graham Green, Elizabeth Bowen, y muchos más, algunos de los cuales encontraban en la revista sus primeras traducciones al español.
Una columna recurrente era Diario de una mecanógrafa, escrita bajo el pseudónimo Dolly Melo y a la manera de un blog. CRÓNICA también presentaba noticias locales como las siguientes: “Hace poco en una librería situada en el centro de la ciudad, un policía descubrió a un muchacho, que se llevaba, asumiendo un inesperado aspecto de estudiante, dos esbeltos y probablemente perfumados volúmenes. Cuando el vigilante, con dramática satisfacción, lo denunció ante el propietario del establecimiento, este contestó: -No se preocupe, señor agente. Deje a ese muchacho en paz. No ve que los que se lleva son de poesía?”
En las cartas al lector se encontraban joyas como la siguiente: “Me permito preguntarles si las cartas que usted publica en la sección Correspondencia son autenticas o inventadas por sus redactores. R. Usted nos desconcierta señor Gutiérrez. Está completamente seguro de que usted no es una invención de nuestros redactores?”
La revista es la prueba de que se pueden hacer buenas publicaciones con poca plata y muchas ganas, y que no hay tal cosa como una élite que pueda leer la literatura de vanguardia, pues no era el intelectual de boina quien la leía, era el futbolero apasionado, el ama de casa y los jóvenes trabajadores de la ciudad, que durante un año, tuvieron el plan de su week-end asegurado.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s