2 de 9

Columna publicada el 15 de febrero de 2012 en El Espectador.

Se dice por ahí, casi que con unanimidad, que el procurador Alejandro Ordóñez es un tipo eficiente. Que tal vez sus ideas son muy godas, muy católicas, pero que ante todo su lucha contra la corrupción no mira colores políticos. “Independencia, objetividad y profesionalismo” son las virtudes que le atribuye Antonio Guerra de la Espriella, vocero de la dirección de Cambio Radical. “Ordóñez es un hombre ya probado en la lucha contra la corrupción, le da todos los méritos para aspirar y para que el Congreso lo respalde”, dice Juan Manuel Corzo, presidente del Senado, corporación que según la Constitución tendrá que escoger al nuevo procurador o procuradora, investigado por presuntos vínculos con paramilitares, hasta que la indagación fue archivada por Ordóñez.

Es de un conformismo patético decir que Ordóñez es un tipo eficiente e imparcial cuando, de 9 funciones que le otorga la Constitución, sólo ejerce cabalmente 2, las relacionadas con el control disciplinario. Su cruzada contra el aborto muestra que Ordóñez no respeta a la Carta como máxima ley de este país, ni la separación entre Iglesia y Estado. ¿Cómo es posible que el supuesto garante de la Constitución haya dicho en sus libros que hay que hacer objeción de conciencia cuando ésta no se ajusta a la “ley divina”? ¿Cómo es posible que la Corte Constitucional se haya visto obligada a sacar un auto llamándole la atención por no cumplir la Sentencia T-388/09, que ordenaba implementar una cátedra en derechos sexuales y reproductivos, cuando es él quien debe cerciorarse de que esto se cumpla? ¿Cómo es posible que ni siquiera respete una decisión del Consejo de Estado —del que él mismo fue magistrado— que reconoció que la anticoncepción de emergencia no es abortiva?

Poco se ha visto del trabajo de Ordóñez por los Derechos Humanos, su principal función según la Carta. De hecho y bajo sus narices, el funcionario de la Procuraduría Daniel Sastoque fue discriminado, denigrado y agredido por ser homosexual, y su oficina envía comunicados maliciosos a los prestadores de salud para que no pueda cumplirse la Sentencia C-355/06, que despenaliza el aborto en 3 casos.

Nada hace Ordóñez por el ambiente, y su gusto por los toros genera rechazo entre los animalistas. Su vigilancia a la conducta de los funcionarios públicos es, por usar un eufemismo, “selectiva”, si bien caen a diestra y siniestra, siempre hay unos como Sabas, Diego Palacio, Corzo y Cáceres, que parecen pasar con carta blanca. Las víctimas, en Colombia, se ven obligadas a rezarle a la misma Virgen que Ordóñez, ya que él, desde su cargo, poco es lo que hace por repararlas, por ejemplo, se ha desentendido del caso del Palacio de Justicia.

Debe haber cambiado mucho el concepto de “eficiente” cuando se usa para referirse a un tipo que ha aprovechado unas cuantas decisiones altamente mediáticas para construir una imagen que le permite mover su sus intereses ideológicos, que más que conservadores son lefebristas y que representan a una minoría extremista de la sociedad.

Las únicas 2 funciones que al parecer Ordóñez cumple plenamente son “Rendir anualmente informe de su gestión al Congreso” y “Exigir a los funcionarios públicos y a los particulares la información que considere necesaria”, es decir, hace menos del 25% de su trabajo, trabajo que pagamos con nuestros impuestos —lo que lo hace nuestro empleado—. Un rendimiento tan bajo le habría costado el puesto a cualquiera, pero a él, en cambio, lo llamamos “eficiente” con esa resignación tan colombiana que agradece porque “puede haber peores”, y que ensalza, con un relamido “doctor”, a cualquier mediocre.

Anuncios

One comment

  1. Catalina, hola. No sé qué otro medio usar. Envié la propuesta de Blog pero no me confirma si fue enviada o no. Favor confirmarme. Priscila Cuéllar

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s