Teología de los tamales

Columna publicada el 01 de mayo de 2013 en El Espectador.

Unas declaraciones sobre el matrimonio igualitario hechas por el padre jesuita Carlos Novoa han suscitado la furia del Episcopado.

José Daniel Falla Robles, secretario general de la Conferencia Episcopal, dice en un comunicado que las afirmaciones de Novoa “no están de acuerdo con la doctrina moral de la Iglesia” y que son meras opiniones de un miembro del prelado. Falla prosigue a celebrar el hundimiento del proyecto legislativo del matrimonio igualitario y recuerda a los feligreses que el amor es un binario sistema de engranajes.

El comunicado hace pensar que nadie se tomó el trabajo de ver al sacerdote en Cablenoticias. Yo estaba en el mismo debate con el padre y puedo constatar que sus argumentos se fundaban en referencias bibliográficas o declaraciones de sus colegas. Dijo, de hecho, que la Iglesia no reconoce el matrimonio entre dos personas del mismo sexo, pero dejó abierta la puerta a la unión marital y dijo que la Iglesia católica exige no discriminar a los homosexuales. Esto es posible porque el catolicismo no es monolítico, y la teología es un constante debate que lleva siglos de evolución. Las posturas del padre Novoa, progresistas sin duda, son uno de los pocos puentes que tiene la Iglesia hoy con muchas personas que, aunque culturalmente católicas, no podemos ni considerar una doctrina tan arrogante que no admite conversaciones.

En diciembre de 2012 fue el turno del padre Llano, también jesuita, a quien por insinuar que eso de la virginidad de María podría ser una cosa figurada, le notificaron que debía cambiar de vocación. Esta semana, en Brasil, excomulgaron al padre Roberto Francisco Daniel por publicar en Youtube un video donde defiende la homosexualidad y la bisexualidad y aboga por un cambio de la Iglesia católica. “Deberíamos encuadrarnos simplemente como seres sexuados, y que el amor puede surgir en cualquiera de esos niveles”, afirma el exsacerdote.

¿Por qué no rescata la Iglesia el valor de estos sacerdotes que se han atrevido a conversar con su tiempo y en cambio los rechaza y los silencia? La Iglesia parece preferir, en cambio, darles su vocería a laicos más radicales que los mismos curas. A politicuchos como el concejal Marco Fidel Ramírez —presente en el mismo debate por el que hoy reprenden a Novoa—, que se autodenomina “concejal de la familia” mientras trata de destruir la posibilidad de que muchos tengan una, y que se apropia de la bandera de “La Moral” cuando pocas cosas hay tan inmorales como ser parte del PIN. O peor, a Ordóñez, corrupto como un papa renacentista y que sin vergüenza alguna afirma en su libro Hacia el libre desarrollo de la animalidad que desestima el Holocausto, pero dice que el derecho al aborto es un genocidio: “El racismo cromosomático hitleriano es pálido frente al genocidio que causarán las decisiones comentadas (…) y denominadas muy sofisticadamente como lícito ejercicio de la autonomía procreativa”.

¿Por qué silenciar a los sacerdotes moderados y en cambio permitir que los creyentes marchen junto a grupos neonazis? ¿Por qué ahora resulta que censuran a los curas y sólo se escuchan las voces de políticos hambrientos de votos cristianos que usan las curules cómo púlpito? Parece que “salvar almas” se volvió una misión secundaria tras ciego empeño por torpedear el Estado laico. Colombia es un país de mayoría católica y en esa medida la Iglesia tiene una responsabilidad social con quienes han elegido ser parte de su comunidad, sin embargo, silencia a cualquier sacerdote que pretenda entablar una conversación sobre los dilemas sociales del mundo contemporáneo y deja a los creyentes a la merced de políticos conservadores y populistas que usan “la palabra de Dios” como si fuera un cargamento de tamales.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s